Mateo: “este si es un asunto para que el Gobierno regional desobedezca al gobierno de Pedro Sánchez y no la puerta del Cambrón”  

Ganemos Toledo expresa de nuevo su rechazo firme al trasvase de 20 hectómetros cúbicos (hm3) de agua desde la cabecera del Tajo (embalses de Entrepeñas y Buendía) al Segura, que ya cuenta con “luz verde”, una vez que el Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado hoy, viernes, el acuerdo de la Comisión Central de Explotación del Trasvase Tajo-Segura.

Este Grupo municipal vuelve a manifestar su rechazo reiterado y critica duramente la continuidad “trasvasista” del gobierno de Pedro Sánchez, además de considerar necesaria una respuesta en firme del Gobierno regional, “este si es un asunto para que el Gobierno regional desobedezca  al gobierno de Pedro Sánchez y no la puerta del Cambrón” señaló el portavoz de la formación Javier Mateo

La decisión viene a ratificar la realidad de un trasvase que convierte al Tajo en un río agónico, así como la situación de los pueblos ribereños que viven un “saqueo permanente de un recurso natural propio viendo como lo que discurre por su cauce cada vez se parece más a un lodazal sin vida en lugar del caudaloso curso que fue antaño”.

Para Ganemos Toledo éste es un trasvase injusto de impacto muy negativo frente al que aseguró, “el ayuntamiento tiene que seguir expresando con toda firmeza su rechazo y trabajar para que no se produzcan más”,  es irresponsable y contrario a una planificación hidrológica que preserve el río y sea acorde con la legislación marco nacional y europea.

 

La Orden TEC/886/2018 recuerda que la Comisión Central de Explotación realizó, el pasado día 9, una valoración técnica de la situación de los embalses y de su posible evolución, concluyendo recomendar un trasvase en el mes de agosto de 2018 de 20 hm3.
En dicha reunión se constató que los embalses se encontraban en el denominado nivel 3 (contaban con 652,2 hm3), que implica que se puede autorizar un volumen máximo de hasta 20 hectómetros al mes de forma discrecional pero motivada.

Según esta valoración técnica, aunque se trasvasara ese volumen cada mes, el sistema se mantendría en condiciones hidrológicas excepcionales, nivel 3, durante todo el trimestre y no se alcanzaría el nivel 4 o de ausencia de excedentes, detalla.

Esta valoración considera “las existencias conjuntas efectivas en los embalses de Entrepeñas y Buendía, las aportaciones de entrada esperables calculadas según las reglas de explotación del trasvase, los desembalses necesarios para atender las demandas propias de la cuenca del Tajo y las evaporaciones”.

Por ello, la Orden, rubricada por la titular de Transición Ecológica, Teresa Ribera, autoriza “un trasvase desde los embalses de Entrepeñas-Buendía a través del acueducto Tajo-Segura, de 20 hm3 para el mes de agosto de 2018”.

Ganemos insiste en que paradójicamente al nombre del nuevo departamento ministerial que gestiona la política hidrológica, “Transición Ecológica”, es curioso que una de sus primeras decisiones sea contra la preservación ambiental, perpetuando la larga agonía del Tajo, condenado a no tener ni siquiera un periodo de recuperación.